Ir al contenido principal

Artículo: ¿Cómo es el Totalitarismo en Venezuela? Un análisis en la filosofía de Hanna Arendt por Abg. Oreana Díaz

En el presente artículo trataré de manejar un diálogo bastante simple para el entendimiento de todos los ciudadanos Venezolanos, no está dirigido como suelo redactar al público abogado en aras de aclarar las entelequias jurídicas, todo lo contrario, está dirigido a personas como mis padres, mis hermanos, mis abuelos, mis amistades, conocidos, compañeros de cualquier trabajo o de camino en vida que para nada han tenido una vinculación con el derecho o la política, está dirigido para el ciudadano común, aquel que sólo tiene un título de Bachillerato o una carrera ajena al estudio del derecho, las relaciones internacionales, la sociología o la política, está dirigido al ciudadano de calle, a ése que está sufriendo día a día vivir las penurias de un Gobierno totalitario que ha intentado por todos los medios posibles prolongarse en el poder e instaurar una neodictadura.

Quiero llevar a ubicaros en lo que es el totalitarismo, si no han escuchado alguna vez de Hanna Arendt, les recomiendo comenzar a investigar sobre lo que ha escrito. Comparto con ustedes un enlace dónde pueden descargar  en el libro completo "Los Orígenes del Totalitarismo" de Hanna Arendt. 


Para Arendt el totalitarismo es "una nueva forma de gobierno que difiere sustancialmente de otras formas de gobierno como las tiranías y dictaduras, principalmente por la forma particular en que utilizan el terror". En el gobierno totalitario concurren los siguientes elementos: 

i) Concentración del poder en un líder.

En nuestro caso, el poder fue, y sigue concentrado ilegítimamente en la figura del presidente de la República, en el discurso político del gobierno es constante oír "yo ordeno", "es una orden porque es la orden del pueblo", ¿Que pueblo está ordenando?. Se usa en el discurso político la expresión "poder popular" como un eufemismo, para obtener el apoyo de simpatizantes que no entienden que el "poder popular" es lo mismo que la soberanía, y ésta reside en los ciudadanos, pero tiene su límite, porque en la Constitución establecimos que la soberanía (nuestro poder) la ejerceríamos a través del sufragio (como medio directo, porque el indirecto es a través de nuestros representantes, según las formas republicanas, las habilitaciones del poder otorgado a los gobernantes y facultades que otorgamos con la distribución del poder que hicimos en la Constitución al Poder Público). 

¿Y a que conlleva el derecho del sufragio?, la respuesta es sencilla, a la realización de elecciones cuando algo competa al poder soberano. Entiéndase, el ejercicio de la soberanía o del "poder popular", hoy y siempre será a través del ejercicio del derecho al sufragio, porque así lo establecimos en el contrato social que firmamos, cuando aprobamos la Constitución de 1999, la orden del "pueblo" -ciudadanos- siempre será expresada a través del voto universal, directo y secreto en un proceso electoral, especialmente si lo que se trata en el proceso electoral no se encuentra expresado el mandato -orden- en la Constitución. 

Sin embargo, los mandatos y decisiones que hoy en día deciden el futuro de nuestro país, gira en torno al Gobierno Venezolano, son órdenes que encabeza el Gobierno totalitario y emanan de la voz del presidente de la República, siendo el caso, que bajo ningún concepto, son órdenes emanadas de la Constitución, que es en realidad dónde se encuentra concentrado el poder soberano (muchos de los actos que recientemente se han cometido transgreden de lo constitucional y se han convertido en violaciones a los derechos humanos), ni mucho menos, son ordenes emanadas de forma directa del poder soberano a través del ejercicio de su soberanía. 

No es difícil entender ésto, ya que al suscribir los venezolanos el contrato social con la Constitución, y ésto ha sido así desde sus orígenes, cuando se constituyó la "Primera República", que en realidad no existe ni la primera, ni la segunda, ni la tercera, ni la cuarta, ni mucho menos la quinta, puesto que la República es una sola y su nombre es Venezuela, lo anterior son los eufemismos que se utilizan en el discurso político y en general, durante las campañas políticas, para engañar a los ciudadanos con respecto a la República y distinguir las ideologías políticas de los Gobiernos. ¿Parecemos tontos verdad?, la "Cuarta República" estaba instaurada bajo el modelo democrático y la "Quinta República" está instaurada bajo el modelo totalitario, absolutista, en una viva dirección a la dictadura que simplemente llamaron Socialismo del Siglo XXI, ésta es la neodictadura.

El mandato constitucional que suscribimos los venezolanos, es que el poder residiría en el imperio de la ley, así que el poder no es de los Gobernantes, como así lo pretenden hacer ver, entiéndase que los Gobernantes son administradores del poder, no los dueños del poder, de allí aquella disposición constitucional, el significado y la importancia de la Supremacía Constitucional, puesto que el poder supremo es la Constitución, y por encima de la Constitución, el poder soberano, pero ojo, también tiene su límite de control del poder soberano, puesto que, y lease bien, sólo puede ser ejercido en los modos establecidos en la Constitución, por lo tanto, el poder soberano no es infinito, está limitado por el propio imperio de la ley.

Así que para concluir éste asunto del Poder, primero estaba en el rey, pero ésta idea a raíz de todo lo sucedido en la Revolución Francesa (De dónde nace la primera Constitución del mundo), con la creación de la Constitución cambió, "el pueblo" retomó el poder y lo transfirió a la Constitución, y modificó la forma de Estado, el rey ya no era el todo, el todo es el Estado, y está conformado por la República, los Ciudadanos, los Gobernantes y el Poder en la forma que fue dispuesta su distribución en la Constitución, y con los movimientos independentistas en Venezuela, ésta idea de Constitución fue adoptada, y sobre ésta misma base se fundo la República con la Constitución Federal en 1811, y desde ése entonces, ése imperium siempre ha estado concentrado en la Constitución. Esto explica, porque en realidad somos ciudadanos, carácter que nos hace portadores de cierta cantidad de derechos que con Estado o sin Estado, con Gobierno o sin Gobierno, con República o sin República, son nuestros, y es así por el hecho de nuestra propia autonomía, ése fue el logro de la Constitución el imperio de la ley y el valor de la libertad. 

ii) Sustitución del sistema de partidos por un movimiento de masas.

En un Estado instaurado bajo un sistema Republicano, no sólo se respetan los principios democráticos, no existen unanimidad de partidos, la pluralidad del pensamiento se da tan igual que la pluralidad de partidos políticos, existe un debate, un verdadero debate de ideas y un verdadero proyecto de país. Pero, ¿En que se ha convertido Venezuela?, en un país polarizado por masas, no por política, las distintas corrientes ideológicas siguen existiendo, los demócratas, los republicanos, los liberales, los libertarios, los neoliberales, los comunistas, los socialistas, los socialdemócratas, etc; es por ello que se dice que no existe una oposición unida o que el gobierno no está unido. 

Mucho cuidado con lo arriba expuesto, el término  "oposición" es simplemente alusivo a oposición política, es oposición a las ideas políticas, es claro que cada partido político sigue una idea política, ésta idea es su filosofía y éso no cambia, tanto en el caso de lo que llamamos "oposición" como a los que representamos con la denominación "gobierno", puesto que el gobierno está representado por partidos políticos cuya ideología sigue la linea del comunismo y el socialismo, es estrictamente lo mismo en términos políticos, un grupo de personas con distintas ideologías políticas. 

Ahora lo que sí ocurre en Venezuela, es que tenemos un gran movimiento de masas, masas que tienen dos voluntades distintas, el conflicto que tenemos hoy en día es de voluntad del pueblo -ciudadanos-, la voluntad general es muy distinta a lo que se pretende dar a entender, es por ello que el país está polarizado, no por ideología política, sino por la voluntad de resistencia gubernamental, tenemos un grupo político que quiere obligarnos a ser gobernados bajo su filosofía política y un modelo de gobierno que no es nuestra voluntad, y los millones de venezolanos que han demostrado, no estar de acuerdo, que han expresado en las calles la voluntad de no ser gobernados por ése grupo político, que no aceptan su filosofía política y no quieren su modelo de gobierno, éste grupo de venezolanos, dónde se suman las distintas ideologías políticas, mantienen la voluntad de resistirse al gobierno totalitarista, cuyo derecho a la resistencia civil está constitucionalmente contemplado, y en ése sentido, tienen derecho de desobedecer al gobierno que quiere coartar su voluntad. 

Debemos recordar que la voluntad general es la mayor expresión ciudadana. Y ésto es a lo que el gobierno se niega a obedecer, no somos los ciudadanos venezolanos los que debemos obedecer al Gobierno, por el contrario, es el Gobierno quien debe obediencia a los ciudadanos, primero en los términos establecidos en la Constitución, y luego, por la expresión de nuestra soberanía. Es por ello que los Gobernantes son responsables de los actos que de ellos se emanen en detrimento de nuestra voluntad. Y ésto es lo que justifica la necesidad que siente el Venezolano de buscar un líder, ya que el líder que buscan no es un líder político, es un líder que de algún modo obligue a los gobernantes a obedecer la voluntad del "pueblo". Sin embargo, ésta configuración de "líder" no sólo es antidemocrática, puesto que un líder es como un Dios, un superpoderoso, un omnipotente, lo que es lo mismo, una persona que mueve masas, no un verdadero debate de ideas y un verdadero proyecto de país. La psicología política que han grabado en la mente de los Venezolanos, es la necesidad de sentir que si los ciudadanos quieren retomar el imperium que le corresponde por la constitución, tendrá que volver a la época de los imperios y el feudalismo, ya que en ésa época, el imperium era del rey, y el rey era considerado el representante de Dios y por ello su omnipotencia y su obediencia. 

Lo que se pretende es configurar al "líder" en una imagen muy parecida a un rey, en Venezuela no necesitamos un rey, necesitamos un gerente que esté dispuesto a administrar el poder de algo que alguna vez llamamos República. Mientras se mantenga el pensamiento de líder, seguiremos en el mismo error histórico de todos los gobiernos venezolanos, tener un grupo de gobernantes que se acostumbran a mandar, y un pueblo (que no se piensa como ciudadano) que se acostumbra a obedecer.

iii) El terror total como mecanismo de dominación.

Ahora bien, otro de los mecanismo que hemos vivido en tiempos recientes con mayor eco, es el uso de mecanismo de terror, tanto terrorismo psicológico, como terrorismo físico, comenzamos con la constitución de Pranatos en las cárceles, la Operación Liberación del Pueblo, la constitución de colectivos armados en las barriada y calles, el aumento de la delincuencia mantiene atemorizado a los ciudadanos; a ésto debemos sumar, los constante mensajes, audios y videos que se difunden por los distintos medios de comunicación alusivos a situaciones fatalista, a situaciones de guerra, gritos, muertes, escenarios muy sangrientos, todos difundidos con la intención de crear psicoterror.

Pero lo más grave no ocurre con éso, ocurre con el adoctrinamiento de los cuerpos militares y policiales, que han demostrado estar dispuestos a ir incluso contra de los ciudadanos, a los que debe obediencia y es su obligación proteger, ésto aumenta la sensación de inseguridad y debilidad en los venezolanos, ¿Con quien contamos para defendernos?, es la primera idea que suele cruzarse en la mente ante tales situaciones, y la intención, es precisamente, que exista una sensación de desprotección, de vulnerabilidad, que aumente la depresión de la masa y haga sumisa su voluntad, ésto es lo que han hecho con los Venezolanos, una constante violación psicológica. Lo que cobró más fuerza, con el aumento de la represión en las manifestaciones recientes, e inclusive, la cantidad de muertes y heridos que ha resultado de dichas manifestación, son la muestra viviente, no sólo de violaciones de derechos humanos, sino del uso de tácticas terroristas para dominar a las masas.

iv) La progresiva abolición de las libertades y derechos de la persona humana: 

De ésto podría hacer una lista muy larga de las libertades y derechos que progresivamente se han abolido o restringido desde 1999 en adelante, las suplantaciones de los poderes, la toma de competencias y atribuciones no debidas por parte de todos los organismos del gobierno, desde las bases más bajas hasta las mas altas, que van desde coartar el hecho de tramitar un simple documento en una notaría o cualquier institución, desde la mínima de la burocracia institucional, hasta las grandes libertades, como la libertad económica nótese el control de precios, el control cambiario, la salida de Venezuela de los tratados de libre comercio, o en el caso de la propiedad privada con la restricción a la industria y la empresa, la disminución de los créditos, la inflación prolongada y descontrolada, la sobreprotección de la posesión, la sobreprotección de las relaciones arrendaticias, la imposibilidad de desalojo, la pasividad ante los delitos de invasiones, las expropiaciones (que en realidad son expoliaciones), o con la libertad corporal al observarse tantas aprehensiones ilegitimas con procedimientos fraudulentos, incluso, sin procedimientos, sin acto de imputación por parte del Ministerio Público, hasta el propio retardo procesal intencional en los juzgamentos, y podemos sumar más, la restricción de la libertad de prensa, las violaciones al derecho al acceso a la información, es larga la lista, muchos años, muchas violaciones, entraría en términos jurídicos profundos. 

Sin embargo, lo que si quiero entiendan con respecto a la libertad, como en otras ocasiones he explicado, es un estado natural y existencial del hombre, nos pertenece por el propio hecho de nuestra humanidad, y es aquel estado que nos hace dueños de nuestros actos y está sujeta a nuestra propia autonomía y determinación, es aquella que permite que elijamos lo que más nos convenga, lo que atienda nuestro espíritu noble de humano, por lo que cualquier atentado, a cualquiera de nuestras libertades, por mínimo que sea, es un atentado a nuestra propia naturaleza humana, a aquello que llamamos Dignidad Humana, y por encima de la dignidad humana, no existe poder absoluto, ni de un hombre, ni de un grupo de hombres, ni menos de un pueblo, una sociedad, una República o un Estado, nuestra máxima de poder como seres humanos se configura con el mantenimiento de la libertad, si somos libres y vivimos libres, podemos garantizar la paz.

v) El desplazamiento constante del centro del poder y la coexistencia del poder real y el ostensible:

Lo contrario a democracia es la centralización del Poder, la descentralización del poder garantiza que sea más difícil el control absoluto por parte del Gobierno, pero como hemos observado, no sólo los poderes públicos se encuentran secuestrados y centralizado su poder en los Gobernantes, ésto explica la figura de triunvirato ejercido desde el Poder Ejecutivo, el Poder Judicial y el Poder Electoral, habiendo aniquilado el Poder Judicial al Poder Legislativo, y el Poder Moral mantiendose ausente en su ejercicio, sino también explica como, a través de la centralización del poder, los gobernantes mantienen el dominio de las masas. A ésto debemos agregar el hecho, que los "representantes" del Gobierno se mantienen en una alternabilidad de los cargos, en inclusive, han creado la figura de comisiones especiales, para justificar los nombramientos en cargos sin que ésto "incida" en un abandono del cargo anterior, lo que constituye entre otros ejemplos unas verdaderas designaciones ilegítimas.

Otro de los aspectos de la centralización del poder, es la creación inconstitucional de formas de gobiernos paralelas a las establecidas en la Constitución, nótese lo sucedido en el Gobierno de Caracas con respecto a la Alcaldía Metropolitana, o la creación inconstitucional de nuevas formas político-territoriales a las que se ha denominado comunas, cuando por nuestra normativa jurídica, las únicas reconocidas son las Gobernaciones, Alcaldías y Parroquias, estando ésta última, dividida en sectores de acuerdo a las normativas municipales, por lo que hay que comprender, que lo anterior no se trata de un acto de descentralización del poder, todo lo contrario, se trata de un acto de centralización de poder dirigido al Poder Ejecutivo, el cual se ha logrado inconstitucionalemente a través de la promulgación de leyes, para tener el control territorial centralizado a través del Ministerio de las Comunas, cuyo control repito, ejerce directamente el Poder Ejecutivo, y no como corresponde a través de la distribución establecida por la Constitución del Poder Público, descentralizadamente en Poder Público Nacional, Poder Público Regional y Poder Público Municipal, obviamente, siguiendo la misma entelequia del control del "poder popular" que arriba aclaramos, utilizando a un cuerpo de ciudadanos adoctrinados políticamente, desconociendo las normativas de política territorial para tales fines.

vii) El uso de la propaganda y del sistema educativo para adoctrinar: 

El uso de la propaganda ha sido desmedido, no sólo por el hecho de manejar campaña alusiva a posibles líderes políticos, que pudieran optar a cargos gubernamentales o a reelecciones, en tiempos que no constituyen procesos electorales, aunando el hecho, que tampoco estas propagandas se encuentran debidamente autorizadas por el Consejo Nacional Electoral, lo que evidentemente se transforma en un fraude a los procesos electorales. Sino también, la latente campaña política de terror que se mantiene en el discurso político de los Gobernantes, constantemente amenazante, en el que se propugna al "pueblo" a salir a la calle a "defender de la patria" ante la posibilidad de "invasiones" o "injerencias" que no están ocurriendo, ni mucho menos, traten de llamados con pruebas latentes de ser así, promoviendo un diálogo de odio entre clases, entre trabajadores y empresarios, e inclusive, invitando a la población venezolana a la xenofobia despótica hacia determinadas personas que provengan de otras nacionalidades, como es el caso de los Estado Unidenses, por una intolerancia hacia su sistema político-económico por ser completamente opuesto al que quiere imponer el gobierno venezolano. 

También lo observamos en las instituciones pública con aquel supuesto "aquí no se habla mal de Chávez", inclusive, en las comunicaciones oficiales dónde se emiten ordenes y se hacen alusiones a la responsabilidad de los funcionarios de no cumplir con ellas, la propaganda "viviremos y venceremos", "rodilla en tierra", "hasta la victoria siempre", son apenas algunos de los sellos distintivos de las comunicaciones internas para hacer entender que quien suscribe forma parte de aquel "proceso" que lleva el Gobierno totalitario. 


La idealización de un hombre no sólo como líder político sino como un Dios, a través del uso de la propaganda estuvo desde el primer momento, cantidades de vallas y afiches de Chávez y Maduro tanto en las Instituciones Públicas o como en las empresas del Estado, al punto de idealizar un logotipo de la mirada y la firma de Chávez como un simbolismo del "poder popular", o el punto de edificar Estatuas, Plazas, Parques, con nombres representativos o alusiones a un líder que no ha sido reconocido culturalmente, a través de los procedimientos correspondientes como un personaje insigne de la República, que justifique el merecimiento de tales honores.


Por otro lado, el uso de las normativas jurídicas de las leyes relacionadas a las telecomunicaciones, por la cual el Gobierno obligó la trasmisión en todos los medios de comunicación de propagandas alusivas a "los logros dentro de la revolución", ni hablar la instauración de Canales de Televisión Públicos, Estaciones de Radio Públicas y Prensa Pública, que sale completamente de las funciones del Estado, todo ésto con la vil intención de mantener constante la campaña psicológica que induciría al "socialismo". E inclusive el hecho, de que el gobierno nacionalizó el sistema de imprenta nacional, para tener control sobre las lineas editoriales y la venta de papel periódico, hasta el punto que se constituyó un sistema de librerías dónde se puede adquirir publicaciones de bajo costo, sin embargo, en dichas librerías "casualmente" sólo se promueve una línea socialista y comunista.



Sin embargo, el extremo ha sido el adoctrinamiento educativo ha ido desde la creación de las Misiones Robinson y Rivas que son sistemas educativos paralelos no adscritos al Ministerio de Educación, así como también, la creación de la Universidad Bolivariana dónde se imparte abiertamente la ideología, lo toma de la Universidad Nacional Experimental de la Fuerza Armada, la improbación de creación de nuevas Universidades,  la improbación de apertura de nuevas áreas académicas en las Universidades ya constituidas, son por menos algunos de los aspectos por los que se ha restringido la libertad de pensamiento, finalmente, la reforma del sistema educativo publicada el año pasado en Gaceta Oficial, que vale aclarar, siendo la educación pilar fundamental de toda nación, repercutió una violación grave a nuestros derechos ciudadanos. No se nos consultó si queríamos modificar el modelo educativo.


viii) La supervisión centralizada de la economía:

La supervisión centralizada de la economía traspolo los límites de libertades establecidos en la Constitución, no sólo se crearon políticas económicas-laborales que ahorcaron la industria y la empresa privada, también se estableció un control sobre los precios de venta de los productos sin importar la incidencia de los costos de producción. Se eliminó el acceso a las divisas extranjeras con el control cambiario, sólo el gobierno, o a sus veces, quien éste autorice puede acceder a ellas, bajo estrictas medidas de control. 


Existen amplias limitaciones a la propiedad privada, inclusive, en los casos de adquisición de propiedad de vivienda o la propiedad de vehículos. Existen restricciones de propiedad hacia extranjeros, que incluso limita la posibilidad de nuevas inversiones en cualquier clase de industria.


La actividad bancaria fue centralizada al Estado, no sólo nacionalizándose o asumiendo la administración por medio de juntas interventoras, que constituyen procesos fraudulentos, controlando toda la estructura crediticia, o de fondos de inversiones, dificultando el acceso económico-patrimonial de los ciudadanos venezolanos. 
ix) La utilización del Derecho, a través de la manipulación de la legalidad con el propósito del logro de sus objetivos. 

Sin embargo, todo lo anterior sólo podía lograrse a través de la manipulación de la legalidad, y en tal sentido, el gobierno en un principio secuestró el Poder Legislativo, para normar inconstitucionalmente una serie de leyes que en muchas de sus formas no siguen los principios generales de las diversas teorías del derecho, habiendo desnaturalizado términos, formas y procesos, o optando por ordenar leyes a través de la Ley Habilitante que se le otorgó a Chávez y luego a Maduro, sin que pasase por el Poder Legislativo su control, logrando así la legitimación de leyes con contenido inconstitucional, lo que en general, es una clara evidencia del interés de manipular la normatividad para lograr la implementación de un gobierno totalitario. 

Por otro lado, bajo el desconocimiento general yacente en teorías del derecho, los Ministerios dieron a disposiciones un "carácter de obligatorio cumplimiento" al publicar fraudulentamente en Gaceta Oficial disposiciones ilegítimas que atentan contra el principio de legalidad o supremacía constitucional utilizando las figuras administrativas tales como Decretos y Resoluciones, otorgándole a actos administrativos emanados de entes que no tienen potestad legislativa, el carácter y fuerza de ley que sólo puede ser dado en un proceso legislativo llevado a cabo en la Asamblea Nacional, tras su debida discusión, aprobación y ordenado su cumplimiento y publicación en Gaceta Oficial.


Pero, el máxime del control político de la legalidad, y en ése sentido, de la utilización del derecho y la manipulación de la normativa jurídica con fines de lograr la totalización del Estado, ha sido a través del secuestro del Poder Judicial, dónde no sólo tenemos jueces que han sido designados por el Ejecutivo, sin haberse realizado el concurso público ordenado en la Constitución, jueces que siguen una línea partidista y garantista, que han facilitado las muchas de las barbaridades que ha cometido el Gobierno. Sino también, un grupo de Magistrados que fueron designados bajo un proceso fraudulento, convirtiéndose en el mayor cómplice de la totalización del Estado la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia.

Lo anterior, apenas resume muy someramente, las muchas de las características del totalitarismo Venezolano, que poco a poco nos ha encaminado a la destrucción de un Sistema Democrática, de las formas fundamentales de la República, del Orden Constitucional, y en definitiva, al dominio de un país, bajo una total manipulación tanto de los ciudadanos como de la legalidad.


Escrito por:
Abg. Oreana G. Díaz Sánchez



Fuente de Imágen: http://bit.ly/2pFimuD



Entradas populares de este blog

Sentencia TSJ: Procedimiento de Partición de Bienes de la Comunidad Conyugal.

Haciendo una investigación con respecto al debido proceso en el Procedimiento de Partición de Bienes de la Comunidad Conyugal, me encontré con ésta excelente Sentencia del Juzgado de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil, Tránsito y Bancario de la Circunscripción Judicial del Área Metropolitana de Caracas, de fecha 13 de Agosto del año 2013, con Ponencia de la Juez Sarita Martinez Castrillo, la cual decidí publicar, puesto que vale la pena compartir la delicadeza y dedicación que tuvo la Juez, de explicar detalladamente el Procedimiento de Partición de Bienes de la Comunidad Conyugal interpuesto por vía Contenciosa.

Artículo: La Ilegalidad de la prohibición de la Autenticación de Compra-Venta de Bienes Inmuebles en las Notarías adscritas al SAREN

El Servicio Autónomo de Registros y Notarías (SAREN) es un ente administrativo, sin personalidad jurídica dependiente jerárquicamente del Ministerio del Poder Popular para las Relaciones de Interiores y Justicia (MPPRIJ), creado con el objeto de servir como órgano para la planificación, organización, coordinación, funcionamiento, inspección, vigilancia, procedimiento, administración y control de las competencias de las distintas Oficinas de Registros y Notarías que ejercen funciones parte de la función registral y notarial pública del Estado. De las funciones registrales del Estado, el SAREN sólo ejerce las funciones registrales de los hechos o actos jurídicos en materia de bienes inmuebles, bienes de dominio y derechos reales, y en materia relacionadas de los hechos y actos jurídicos relacionados a las personas jurídicas civiles y los hechos y actos de comercio relacionados a las personas jurídicas mercantiles; puesto que, las funciones registrales de los hechos o actos jurídicos en …

Opinión: Réplica de un Abogado Litigante al artículo “4 Formas de Ganarse el Odio de un Funcionario Público” escrito por un Funcionario Público del Poder Judicial

Debo aclarar en primer lugar, que el contenido de la réplica que a continuación realizo, carece de motivos personales hacia la página web handbook, asimismo, que el tenor del mismo en nada tiene que ver con intención alguna de atentar contra la ética, moral, valores o profesionalismo de sus editores, coordinadores, colaboradores, redactores o personal alguno que labore para la referida página, la presente réplica se realiza en virtud de aprovechar las dos visiones de la experiencia en la tan antigua “guerra” que ha existido ante las dos posiciones de la Justicia, la del Funcionario Público Vs. La del Abogado Litigante. Sin embargo, en vista de que el artículo ha sido redactado por un miembro del equipo de handbook, y que ésta página venezolana de derecho está divulgando un hecho que a mi parecer, atenta contra el verdadero sentir de la justicia, y siendo el miembro redactor de dicho artículo, Abogado de la República Bolivariana de Venezuela, quien por sí mismo se identifica como Asis…